ACERCA DE ALIDE SERVICIOS COMITÉS TÉCNICOS PROGRAMAS MEMBRESÍA CEDOM PUBLICACIONES NOTICIAS SITE
Contáctenos
Calendario
Nuestros
miembros
Pasantías
Cursos
Reuniones
técnicas
Web E-learning
ALIDE
Web Biblioteca
virtual
Publicaciones
recientes
Premios
Alide
Memoria
institucional
Video
corporativo
 
Finanzas para el Desarrollo

Conclusiones de la 45° Asamblea General de ALIDE

En el marco de la 45° Asamblea de ALIDE, titulada “Impulso a la productividad y el desarrollo empresarial, conectividad, innovación y emprendimiento, internacionalización y financiamiento”, se analizaron algunas de las medidas que debía tomar la banca de desarrollo en el corto y mediano plazo para mejora la productividad en América Latina y el Caribe, el desarrollo de estas conclusiones.

CONTEXTO INTERNACIONAL Y POLÍTICAS DE DESARROLLO

1. América Latina y el Caribe ha reducido drásticamente las proyecciones de crecimiento económico para 2015, que en el mejor de los casos sería de 1%, muy por debajo del 2.8% logrado en 2013, y tan distante del más de 6% logrado hasta antes de la crisis financiera de 2008.

Las causas que se mencionan son diversas: el pobre desempeño del comercio internacional, la desaceleración del crecimiento de China, la lenta recuperación de la eurozona, los bajos precios de las materias primas, la mayor volatilidad financiera internacional producto de una política monetaria expansiva en Europa y Japón, o la normalización de la política monetaria de los EE UU en el corto plazo. En parte, esto es cierto, pero también lo son el mal funcionamiento de los mercados nacionales, y las particularidades propias de las economías
latinoamericanas, en términos de sus estructuras económicas y sus formas de inserción en la economía mundial y el relacionamiento entre los países de la región, que se manifiesta en una importante heterogeneidad en la intensidad y forma en que los eventos externos terminan afectándola.

2. Por otra parte, se señaló que al no existir las condiciones ni el contexto adecuado para el desarrollo de los negocios, entonces tiende a proliferar la actividad informal. En consecuencia, se propone poner mayor atención en el diseño de políticas públicas y de las respectivas
instituciones que funcionen y tengan la capacidad suficiente para implementar dichas políticas públicas. Estas deben atacar el problema de la informalidad, que constituye una debilidad en los países latinoamericanos pues limita las posibilidades de impulsar cualquier estrategia de Desarrollo productivo.

En estas circunstancias no puede pedírsele a los bancos de desarrollo que otorguen financiamiento y se ocupen de problemas que no están dentro de sus competencias sino en el ámbito de otras organizaciones de la administración pública, por ejemplo limitaciones por problemas regulatorios, culturales, entre otros.

3. Como soluciones para enfrentar esta situación en el presente y en el futuro, y hacer que lo que la gente produzca valga más y no que trabaje más, para mejorar su nivel de vida, se
resaltó que lo importante es aumentar la productividad y competitividad. Para ello, se propone redireccionar las políticas en favor del desarrollo y diversificación productiva porque
lo importante es qué se produce; incrementar las inversiones en innovación y desarrollo tecnológico; desarrollar los importantes proyectos de infraestructura –en México los estados con mejor infraestructura son cuatro veces más productivos que los que tienen peor infraestructura–; fomentar la formación de emprendedores; invertir en mejorar la calidad de la educación y en la formación del capital humano a nivel técnico y profesional complementado con el desarrollo de las habilidades; y estimular la internacionalización de las empresas y de la propia banca de desarrollo. También se propuso retomar las agendas de reformas estructurales, pero sin negar la acción del Estado en el entendido que los mercados autorregulados no producen las transformaciones requeridas por sí solos, y reorientar los factores de producción –capital y trabajo– hacia actividades de mayor productividad.

4. Adicionalmente, se sugiere avanzar en la profundización de la integración latinoamericana, a través de los distintos esquemas o acuerdos de integración, con el fin de aprovechar el mercado regional como plataforma de cooperación y negocios conjuntos, sin dejar de lado iniciativas extrarregionales que permitan incrementar el comercio, movilizar las inversiones, facilitar el flujo de inversiones y tecnología, e integrar a las empresas en las cadenas internacionales de valor; en la medida que constituyen elementos fundamentales en cualquier estrategia de desarrollo que busca la diversificación productiva y sectores productivos con valor agregado, que permitan lograr el objetivo principal, esto es, mejorar el bienestar de los ciudadanos latinoamericanos.

LA BANCA DE DESARROLLO EN LA MEJORA DE LA PRODUCTIVIDAD
5. Como instrumentos de la política pública de financiación del desarrollo y responsables de la gestión de los programas de financiamiento de los gobiernos, los bancos de desarrollo desde su creación están comprometidas en el apoyo a las políticas de desarrollo productivo o
diversificación productiva a fin de incrementar la productividad en sus respectivos países o en el sector o sectores que define su mandato, con acciones que se corresponden a un conjunto de operaciones de apoyo financiero y no financiero para la implementación de las políticas, a fin de contribuir a estimular y acelerar el desarrollo socio económico de sus respectivos, para que los objetivos de los programas de gobierno sean logrados. Con ese propósito, los bancos de desarrollo latinoamericanos vienen actuando en diferentes frentes: en el apoyo a la inversión en infraestructura, modernización de las empresas, la diversificación productiva, el
surgimiento de empresas innovadoras, el desarrollo y fortalecimiento de las mipymes y su incursión en los mercados internacionales, así como el apoyo a la innovación y el desarrollo
tecnológico, el desarrollo de ciudades sostenibles y del conocimiento todo ello bajo el concepto de sostenibilidad institucional y ambiental.

6. Los bancos de desarrollo participan en la definición e instrumentación de las políticas de desarrollo productivas de sus respectivos sectores de competencia a través del conocimiento sectorial que aportan acumulado a lo largo de sus muchos años de existencia financiando el
desarrollo productivo; participando en grupos de trabajo técnicos donde se discuten las políticas y su mejor forma de implementarlas a través de instrumentos financieros o en el marco reglamentario relacionado a los mismos; en el diseño e implementación, operación y programas en coordinación con diferentes dependencias públicas, los mismos que se formalizan a través de convenios de colaboración o se transmiten a la entidad responsable de la planeación en sus respectivos países.

FINANCIAMIENTO DE LA INFRAESTRUCTURA PARA LA CONECTIVIDAD FISICA NACIONAL E INTERNACIONAL

7. La inversión en proyectos de infraestructura de transporte –carreteras, puertos, aeropuertos–, energía u otros, mejora la logística en general, baja los costos de la energía que sostiene el crecimiento económico, permite mejorar la productividad de los factores y llegar a los mercados en condiciones competitivas. No es posible atraer inversiones importantes o sostener el crecimiento sino existe una infraestructura eficiente, ni desarrollarse un país si no tiene energía suficiente. Desde luego, también es imposible el
desarrollo territorial equilibrado y conectar las ciudades del interior de los países a los mercados de consumo, atraer empresas que lleven inversión y tecnología, sino existe la infraestructura adecuada para favorecer la conectividad nacional e internacional, pues esta sirve como estímulo para que las empresas y personas establezcan industrias manufactureras proveedoras de contenidos nacionales que hoy los países pueden estar importando o transformar las materias primas para la exportación, pero que no se producen porque las condiciones no son las más propicias. Si bien en algunos casos el costo de los
proyectos en regiones de menor nivel de desarrollo lo asume el gobiernocon recursos del presupuesto público y la banca de desarrollo actúa como un impulsor, movilizador, coordinador, promotor e inversionista con una especie de capital semilla, lo central es involucrar al sector privado para que aporte los grandes montos de capitales que se requieren. Por ejemplo, en Colombia con proyectos como el Diamante Caribe, y en México con el Programa de Creación de Zonas Especiales se está yendo en esa dirección.

8. En función del panorama nacional, el mandato, el marco legal o los arreglos financieros que permite el sistema financiero (local o internacional), los bancos de desarrollo han creado
instrumentos y programas para financiar la infraestructura, que estén vinculados a los objetivos promovidos por su respectivo país. En ese sentido, han direccionado importantes recursos financieros y esfuerzos para: 1) apoyar el desarrollo de programas nacionales de infraestructura; 2) tomar riesgos, que el mercado no está dispuesto a asumir; 3) hacer viables proyectos con rentabilidad social o rentabilidad económica. En este punto se sugirió asumir mayores riesgos para hacerlos atractivos; 4) mejorar las condiciones de los financiamientos de largo plazo para el desarrollo de proyectos otorgando garantías; 5) actuar como catalizadores de recursos para proyectos de infraestructura movilizando capitales de organismos regionales, multilaterales o bancos de desarrollo de otras regiones; 6) apoyar el desarrollo de fondos de mercados de capital con énfasis en proyectos de infraestructura; 7) buscar la complementariedad de los recursos privados para financiar este tipo de proyectos, pues sin estos actores es imposible cubrir las brechas de infraestructura que demanda grandes cantidades de recursos, que por cierto no faltan pero que no fluyen hacia este tipo de proyectos, como los provenientes de los fondos de pensiones, que por ahora en ínfimas
proporciones están en el sector infraestructura.

9. Aun cuando los bancos de desarrollo no cuenten con mucho capital, pueden entrar en los proyectos cubriendo tramos marginales pero críticos en la financiación o complementando a
otras fuentes de financiamiento. Sin embargo, también hay que enfatizar que no es suficiente que los bancos de desarrollo financien los proyectos, se precisa que se mejoren los marcos regulatorios, que se involucre plenamente al sector privado, para mejorar o construir infraestructura, abordar otros problemas cuya solución a nivel regional o nacional está en la esfera del gobierno o de los gobiernos cuando se trata de proyectos vinculados a zonas
fronterizas, lo cual no depende de los bancos de desarrollo y es una traba para su accionar.

APOYO A EMPRENDIMIENTOS, A LA INNOVACIÓN Y DESARROLLO TECNOLÓGICO

10. Para el financiamiento de la innovación el desarrollo tecnológico, los bancos de desarrollo cuentan con diversos instrumentos y forman alianzas estratégicas con los fondos de ciencia y tecnología nacionales que cuentan con recursos, compartiendo las funciones, donde el banco administra los recursos, realiza toda la evaluación financiera, y el fondo certifica que el proyecto es innovador. Por otro lado, están todos los programas desarrollados y operados con recursos propios, programas de garantías para empresas innovadoras donde en los primeros años se asume un porcentaje mayor del riesgo que va disminuyendo conforme avanza el proyecto. Entre los apoyos financieros cabe citar al: 1) crédito concesional: tasas de interés subsidiadas, amplios plazos de gracia y amortización, y exigen una baja contrapartida de las empresas, es adecuado para pymes cuando hay ausencia de capital de
riesgo, y se orienta a proyectos de modernización con bajo riesgo técnico (renovación de líneas productos, capacitación de recursos humanos) o compra de bienes de capital; 2)
subvenciones directas como aportes no reembolsables, capital semilla para startups e incubadoras de empresas, orientados a empresas innovadoras en proyectos de desarrollo de nuevos productos o procesos, laboratorios I&D, conserjería tecnológica,

 

Puede descargar este artículo en PDF:


 
 

Síguenos en:
Síguenos en facebookSíguenos en Twittersíguenos en SlideshareCanal de youtube

ARTÍCULOS RECIENTES
Ambiente | Las oportunidades del financiamiento verde
  
Agricultura | Estrategías financieras para modernizar el agro
  
Microfinanzas | Claves para dinamizar los emprendimientos innovadores
  
Negocios | El desafío de las inversiones interregionales
  
Finanzas | Una nueva agenda para el desarrollo

  Agricultura
  Ambiente
  Infraestructura y   vivienda social
  Turismo
  Microfinanzas
  Riesgo/Regulación
  Negocios e
  Inversiones
  Finanzas para el   desarrollo


  Estudios
  Económicos
  Capacitación
  Asistencia técnica
  Relaciones
  Institucionales
   |  AlideNoticias   |   Revista Alide  |  E-Banca  |   Próximos cursos  |  Calendario de actividades  |  Noticias

¿QUIÉNES SOMOS?

Historia de ALIDE
Consejo directivo
Secretaría General
Cómo hacerse miembro
Listado de miembros
Asambleas generales
Memoria institucional

CALENDARIO
DE ACTIVIDADES

PROGRAMAS:

Estudios Económicos e Información
Capacitación y Cooperación Internacional
Relaciones Institucionales
Asistencia Técnica

UNIDADES:

Unidad de Conferencias
Comunicación e Imagen Corporativa

COMITÉS TÉCNICOS / ÁREAS DE INTERÉS:

Financiamiento Agrícola y Rural
Financiamiento Ambiental
Recursos, Inversiones e Infraestructura
Financiamiento del Turismo
Financiamiento de la Micro, Pequeña y Mediana empresa
Riesgos y Regulación Prudencial
Negocios e Inversiones
Financiamiento de la vivienda social

PRODUCTOS Y SERVICIOS:

Biblioteca virtual
E-learning ALIDE
Cursos presenciales
Pasantías y asesorías
Reuniones técnicas
Premios ALIDE a las mejores prácticas en IFD
Publicaciones
Directorio de Fuentes de Financiamiento Internacional

MEDIOS INFORMATIVOS:

Revista ALIDE
Boletín Alidenoticias
Boletín E-banca
Boletín E-news

NOTICIAS:
Noticias de ALIDE
Noticias sobre miembros de ALIDE
Entrevistas
Artículos sobre financiamiento del desarrollo

Síguenos en facebook Síguenos en Twitter síguenos en Slideshare Canal de youtube siguenos en Google+ Síguenos en Likedin 
© Copyright 2010 - ALIDE - Asociación Latinoamericana de Instituciones Financieras para el Desarrollo
Paseo de la República 3211, Lima 27, Perú. Apartado Postal: 3988 - Lima 100. Teléfono: 442-2400